Vacunación al sector educativo, un trabajo eficiente: maestros

Durante la jornada de inmunización no se presentó ningún caso de reacción atribuible al biológico CanSino.

“Ha sido un trabajo eficiente. Desde el sector educativo, ¡muchas gracias!”, expresó Orlando Muñoz Ávila, profesor en el Centro de Bachillerato Tecnológico agropecuario (CBTa) Número 39, del municipio de Temoac, al concluir el periodo de inmunización a personal del Sistema Educativo Estatal.

Del martes 04 al sábado 08 de mayo, fueron aplicadas 46 mil 255 vacunas, en un trabajo coordinado entre la brigada Correcaminos, integrada por el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) Morelos, Secretaría de Salud, Servicios de Salud de Morelos (SSM), y la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

Muñoz Ávila recibió el biológico en el módulo que se ubicó en las instalaciones del Instituto Tecnológico de Cuautla, a donde acudieron los trabajadores del sector educativo de la región oriente del estado. 

“Era una necesidad que teníamos los docentes, después de un año de estar fuera de aula”; además, las autoridades hicieron un “trabajo bien estructurado. ¡Gracias, por la atención!”, aseveró.

Durante los cinco días que duró la jornada de inoculación, en seis sedes distribuidas en la entidad, se atendió a docentes, personal administrativo y de apoyo en las escuelas públicas y privadas de Morelos, a quienes les fue aplicada la vacuna CanSino, la cual consiste en una sola dosis.

Orlando Muñoz afirmó que vacunarse contra el coronavirus es “fundamental para poder terminar con esta enfermedad”; porque para transmitir el conocimiento a los alumnos es necesario la interacción frente a frente; independientemente de las nuevas modalidades como el programa Aprende en Casa.

Ha pasado más de un año desde que fueron suspendidas las clases presenciales; y la COVID-19 “nos ha enseñado que debemos adaptarnos a nuevas condiciones” primero a las clases a distancia y ahora a la nueva normalidad, destacó.

Sin embargo, el profesor sostiene que “la interacción con los muchachos es fundamental” para que el proceso de la educación funcione de manera correcta,  porque “no puede haber enseñanza-aprendizaje sin la interlocución alumno-maestro”.

En el estado de Morelos, el regreso a clases presenciales será cuando el semáforo de riesgo COVID esté en color verde, y mediante el acuerdo mutuo entre autoridades, sector educativo y padres de familia después de analizar la situación de cada escuela, para privilegiar siempre la salud de todos.

Te puede interesar