Integran trabajadores de Salud una red de donadores voluntarios de sangre

La invitación es que participen y donen sin esperar a que alguien cercano lo necesite.

En el Hospital del Niño Morelense (HNM) se ha conformado una red de donadores altruistas de sangre, conscientes de que esta acción ayuda a salvar vidas, a la cual poco a poco se han ido sumando compañeros, amigos y familiares.  

Carlos Alberto Acosta Solano, técnico laboratorista, adscrito al área de transfusión de sangre del HNM comentó que diariamente se requiere de este producto para la atención y seguimiento de pacientes que se encuentran hospitalizados o que padecen alguna enfermedad.  

Para ciertas familias es complicado conseguir donadores, por esta razón personal  interesado del HNM tomó la iniciativa de convocar al Centro Estatal de Transfusión Sanguínea (CETS), dependiente de los Servicios de Salud Morelos (SSM), para llevar a cabo una jornada y generar reservas.

“Nos ha tocado gente que su paciente necesita 10 ó 15 donadores y es prácticamente imposible traer tantos familiares o amigos, por lo que a veces los mismos médicos que están tratando al enfermo han ido a donar, compañeros de vigilancia, enfermería, también se suman, siempre y cuando cumplan con los requisitos”, explicó el técnico laboratorista.

Carlos Alberto ha sido donador voluntario desde hace 13 años y ahora impulsa a sus compañeros de trabajo para sumarse a esta labor humanitaria.

“Durante el año, en el HNM se organizan entre dos o tres días de donación altruista de sangre, así que se invita a que participen los trabajadores, familiares y amigos, porque vienen del banco de sangre”, agregó.

Acosta Solano expuso que actualmente la donación voluntaria en México no es muy abundante, en la mayoría de los casos la ciudadanía espera a que alguien cercano necesite ayuda, por ello pidió a la población considerar unirse a esta actividad al menos una vez al año, teniendo la garantía que el procedimiento es seguro. 

“Si todos donamos aunque no se esté requiriendo, siempre habrá sangre disponible y dejará de ser una presión para los pacientes que ya traen una carga sobre la enfermedad; la invitación es a que vengan y donen, porque este es un producto que no se puede reemplazar con un material artificial”, concluyó. 

Los interesados pueden acudir al CETS que está ubicado a un costado del Hospital General de Cuernavaca, “Dr. José G. Parres”, los horarios de atención son de lunes a viernes de 07:00 a 11:00 horas; los sábados, domingos y días festivos de 07:00 a 12:00 horas, o puede llamar a los teléfonos (777) 11 22 06 y (777) 418 49 66 para agendar una cita.

Te puede interesar